Tendencias didacticas emergentes

jueves, 2 de abril de 2009

Lic David Ortiz.
La sociedad moderna atraviesa por un periodo caracterizado por la incertidumbre en las cosas fundamentales que afectan al ser humano, incertidumbre que se deriva de los cambios de fondo en los pensamientos filosóficos y científicos, surgiendo “una crisis de los fundamentos del pensamiento (Martínez 1993) acompañada de un cambio de paradigma en el aparato productivo mundial. Este cambio de paradigma está asociado con las transformaciones que se han sucedido en los procesos de producción e intercambio, que abarcan desde las modificaciones en los factores con los que se produce, hasta la dinámica económica mundial.
Estos procesos acarrean consecuencias importantes sobre todos los ámbitos del devenir de la sociedad, incluido el campo educativo. En este campo, algunos elementos fundamentales que han incidido en la transformación de nuestra concepción del aprendizaje, provienen de los aportes realizados por la neurociencia. Ésta, al tratar de explicar cómo pensamos, ha puesto en evidencia la existencia de un complejo proceso en el que participan, con funciones propias y específicas, los dos hemisferios del cerebro y el sistema límbico, encargado del control del sistema afectivo, interrelacionados con el contexto sociocultural del individuo. Aunado a esto, el desarrollo tecnológico ha conducido cambios profundos en la manera en que los individuos abordan y perciben la realidad de una sociedad globalizada en todos sus aspectos.
Este fenómeno ha impulsado la aparición de enfoques educativos que pretenden explicar el proceso de enseñanza-aprendizaje dentro de esta nueva estructura social, incluyendo el impacto que las tecnologías y sus aplicaciones han causado en la dinámica escolar. Los enfoques educativos emergentes tienden a abordar el proceso de enseñanza-aprendizaje desde la producción del conocimiento y el rol que el individuo asume como ente generador del mismo.
La nueva estructura social ha generado su propia visión del proceso educativo, en la cual el rol del individuo dentro del proceso de enseñanza-aprendizaje ha variado diametralmente. En años anteriores, este proceso se ha considerado desde el papel del sujeto como individuo único que genera sus propios conocimientos o que, desde su individualidad, abordada la comprensión de la realidad. El conectivismo, la inteligencia colectiva, la singularidad, el knowledge management, el sharismo, el aprendizaje distribuido, el aprendizaje situado y el aprendizaje abierto son enfoques educativos que surgen desde una nueva óptica social, en la cual el fenómeno globalizador alcanza todos los rincones del planeta, replanteando el papel de quien aprende dentro de la dinámica educativa.

Estos nuevos enfoques plantean al sujeto como un elemento social interconectado, generador de un conocimiento compartido, con una vinculación social que permite al sujete integrarse de manera más efectiva a los patrones de la actividad humana en la actualidad. No obstante el sistema educativo, con muy pocas excepciones en nuestro contexto, se mueve muy lentamente ante los cambios y reacciona tardíamente frente a las nuevas formas de organización y producción del conocimiento. Razón por la cual cabe preguntarse: ¿Esta el estado docente listo para impulsar la aplicación de estas nuevas tendencias, dentro de las aulas venezolanas? Esperemos que las nuevas generaciones sean capaces de vislumbrar a tiempo, los cambios necesarios para elevar nuestra calidad de enseñanza y mejorar los procesos de aprendizaje.

2 comentarios:

FranciscoBallesteros dijo...

Amigo David, me parecen acertados tus comentarios sobre las tendencias didácticas emergentes.

Pero, para abordar la interrogante que planteas al final de tu ensayo, quisiera decir que AUNQUE EL ESTADO DOCENTE ESTÉ PREPARADO para impulsar la aplicación de las nuevas tendencias, en Venezuela hay que dirigir todos los esfuerzos a concienciar a un grupo numeroso de docentes para que se adecuen a los cambios venideros, que indudablemente para que se puedan concretar deberan apoyarse en las TECNOLOGÍAS DE LA INFORMACIÓN Y COMUNICACIÓN.

Considero, que se debe motivar a los docentes a que se utilicen las nuevas tecnologías, debido a los beneficios que se pueden conseguir con éstas. Pues no se podran abordar los paradigmas amergentes si no se sale de las cuatro paredes de un aula de clase. Y hoy dia, existe una gran población de profesionales de la docencia que lamentablemente ni siquiera estan preparados para utilizar de manera básica un computador.

CREO QUE SE DEBE EMPEZAR POR ALLI PARA IRLE DANDO RESPUESTA A TU INTERROGANTE.

Anónimo dijo...

En verdad, considero que el docente debe tener un poco mas de apertura, para el usos de las nuevas tecnologias, sentirse motivado, y esta motivacion partira de él mismo, desde su deseo interior de estar actualizado y de ir a la par con los niños(as) y jovenes de esta nueva generación digital.
Algo así como perder el miedo de descubrir lo nuevo, y comenzar de nuevo APRENDER.
El docente por iniciativa propia desde su rol como investigador, debe tomar la batuta con las NTIC, pero es impresionante como aún en esta fecha, le cueste manejar un computador, y tenemos grandes profesionales con estudios universitarios, pero que pasa?
hay que motivarlos? sensibilizarlos? actualizarlos?
la respuesta quizas para mi es _NO_desde mi experiencia
ya que la informacion la tienen, talleres y cursos se le han dado,
centros de navegacion, y CBIT existen en la comunidad y algunas instituciones hasta equipos de computación tienen.
Creo que es como desmotivación, falta de interes, de curiosidad, como algo interno, que de la noche a la mañana las NTIC los sorprendio.